Parroquia de Santa María

UNA PARROQUIA  •  DOS IGLESIAS

Iglesia Santa María  •  Iglesia San Juan Diego

  • DONAR

 Ministerio de Evangelización

“SINE”

Un encuentro vivo con Cristo para tener vida nueva.

Tu lo puedes tener ahora junto a María, tu Madre en tu Propia Iglesia Católica.

 

¿Qué sigue después? Vivir el Retiro de Evangelización para tener la experiencia de ser Creatura Nueva llena del Espíritu Santo

 

Después permanecer y perseverar en:

  • Iglesia:  redescubrirla, conocerla, mantenerse fiel a la Iglesia Católica en la que fuiste bautizado.
  • Parroquia:  integrarse vitalmente en ella.
  • Comunidad:  edificándose espiritualmente, y compartiendo todo en fraterna solidaridad.
  • Palabra de Dios:  leerla, meditarla diariamente, y en la catequesis.
  • Sacramentos:  redescubrirlos, revitalizarlos: Acudir a la Reconciliación.
  • Vivir la Eucaristía.
  • Oración:  Apartarse para orar todos los días. Reunirse para alabar a Dios en la comunidad.
  • Testimonio:  ir y anunciar a otros lo que El Señor ha hecho contigo, Evangelizar a otros.

Para mas información puede llamar a Sra. Carolina Uribe 480.963.3207 Ext. 138 o por correo electrónico carolina.uribe@stmarychandler.org

 

 

Oración para Recibir a Jesús

Ven, Señor Jesús, necesito tu salvación,

me reconozco pecador ante Ti y me arrepiento,

te abro la puerta de mi Corazón y de mi vida,

te acepto personalmente como mi Salvador,

entra en mi corazón y en mi vida, y llénala de Ti.

Perdóname, límpiame, purifícame, libérame, concédeme experimentar tu amor y tu salvación. Espíritu Santo, cámbiame el corazón,

hazme experimentar un nuevo nacimiento

para tener una Vida Nueva. María, mi buena Madre; como Jesús, que reciba yo vida de tu seno maternal.

 

 

Copyright © 2016, St. Mary Roman Catholic Church, 230 W Galveston St., Chandler AZ 85225

Parroquia de Santa María

Oración para Recibir a Jesús

Ven, Señor Jesús,

necesito tu salvación,

me reconozco pecador ante Ti y me arrepiento,

te abro la puerta de mi Corazón y de mi vida,

te acepto personalmente como mi Salvador,

entra en mi corazón

y en mi vida,

y llénala de Ti.

Perdóname, límpiame, purifícame, libérame, concédeme experimentar tu amor y tu salvación. Espíritu Santo,

cámbiame el corazón,

hazme experimentar un nuevo nacimiento

para tener una Vida Nueva. María, mi buena Madre; como Jesús,

que reciba yo vida

de tu seno maternal.